Enviado surcoreano viaja a EEUU para planificar diálogo con Corea del Norte

El enviado surcoreano en las negociaciones para la desnuclearización de la península, Lee Do-hoon, viajó hoy a EEUU con el fin de tratar de coordinar los siguientes pasos en el diálogo abierto con el régimen norcoreano para su posible desarme.

Lee salió hoy desde el aeropuerto de internacional de Incheon, en el oeste de Seúl, rumbo a Washington, donde permanecerá hasta el sábado para mantener reuniones con diversos representantes del Gobierno estadounidense, informó la cancillería surcoreana en un comunicado.

El viaje de Lee a Washington llega después del que el secretario de Estado de EEUU, Mike Pompeo, hizo a Pyongyang la semana pasada para comenzar a moldear lo acordado en la cumbre de Singapur del pasado 12 de junio.

Sin embargo, la visita de Pompeo resultó más accidentada de lo esperado e incluso el régimen condenó después en un comunicado el que Washington siga exigiendo lo que Pyongyang califica de "desnuclearización unilateral".

Aun así, muchos analistas parecen considerar que las palabras de Corea del Norte -ya sea por la terminología utilizada o por el hecho de que la propaganda estatal no publicó nada en los medios locales- parecen reflejar tan solo un giro táctico en las conversaciones.

"En el camino hacia la completa desnuclearización de la península coreana, los próximos meses probablemente van a ser muy importantes", dijo hoy Lee a medios surcoreanos antes de despegar, subrayando que pese a las palabras de Pyongyang, ambas partes se han comprometido a seguir manteniendo conversaciones de alto nivel.

El propio Gobierno surcoreano, pieza clave en el acercamiento entre EEUU y Corea del Norte, ha calificado el viaje de Pompeo de "punto de partida bastante productivo".

"Ante todo, un elemento clave en el proceso es cómo se van a coordinar Corea del Sur y EEUU, y esa es la razón por la que estoy viajando (a Washington)", añadió en declaraciones recogidas por la agencia Yonhap.

Entre los funcionarios con los que tiene previsto encontrarse figura el director para Asia del Consejo de Seguridad Nacional, Matthew Pottinger, mano derecha del presidente estadounidense, Donald Trump, en cuanto a sus políticas sobre Corea del Norte y figura clave a la hora de organizar la histórica cumbre de Singapur.

En la citada cumbre del 12 de junio Trump y el líder norcoreano, Kim Jong-un, firmaron una declaración en la que el régimen se compromete a trabajar por su "total desnuclearización" si Washington garantiza su supervivencia.  

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7