Italia pidió a barco español no atender llamado de auxilio

Un barco de rescate español dijo el viernes que las autoridades italianas le indicaron que dejara que la guardia costera de Libia atendiera una llamada de auxilio de una embarcación con decenas de migrantes que navegaba en el mar Mediterráneo. Posteriormente, recibió información de que se desconocía el paradero de 100 migrantes y se teme que hayan muerto.

La versión de Proactiva Open Arms, una ONG con sede en España, se dio a conocer mientras los dirigentes de la Unión Europea firmaban en Bruselas un acuerdo dirigido a controlar la migración, el cual aumenta el apoyo a la guardia costera libia y exige que los barcos humanitarios, entre otros, que operen en el mar Mediterráneo no obstruyan sus misiones. Las acciones forman parte de las labores para evitar que los contrabandistas operen fuera del país del norte de África.

Oscar Camps, fundador de Open Arms, dijo que dichas exigencias costarán la vida de las personas en el mar.

“El problema es que no habrá nadie para verlo, testificarlo y denunciarlo, eso es lo que va ocurrir a partir de ahora”, dijo Camps.

En el incidente más reciente, la tripulación de Open Arms interceptó una transmisión de radio alrededor de las 8:00 horas del viernes entre militares europeos y la guardia costera de Libia en la que escucharon que había una balsa en peligro con al menos 100 migrantes a bordo, de acuerdo con el jefe de misión de la ONG, Guillermo Canardo.

Sin embargo, los barcos en la región no recibieron un llamado de auxilio sino hasta 90 minutos más tarde a través del sistema Navtex.

Cuando Open Arms llamó al Centro de Coordinación de Rescate Marítimo en Roma para ofrecer su ayuda, los funcionarios del centro dijeron que la guardia costera de Libia tenía la situación cubierta y que no necesitaban su ayuda.

Al poco tiempo, la ONG recibió información de que había más de 100 personas desaparecidas en la misma región y se teme hayan muerto.

“Tenemos la sospecha de que se trata del mismo barco”, indicó Canardo.

La guardia costera de Libia dijo que había rescatado a 16 migrantes del bote que había naufragado al este de Tripoli, pero que 100 personas que iban a bordo continuaban desaparecidas y se presume que murieron. Un sobreviviente dijo que había 125 personas en la embarcación, incluidas mujeres y niños.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes